La «Alianza por la Educación»: 5.700 estudiantes hondureños se benefician de aulas apropiadas

La Grupo Financiero Ficohsa y la Agencia de Desarrollo Internacional de los Estados Unidos (USAID) han colaborado en la «Alianza por la Educación», consiguiendo la revitalización de trece instituciones educativas en Honduras. Esta colaboración ha tenido un impacto positivo en 5.737 estudiantes, brindándoles instalaciones apropiadas para su desarrollo académico.

La iniciativa, que ha renovado las instalaciones de 159 salones de clases en diversas ciudades de Honduras, también ha puesto énfasis en mejorar la calidad de la educación y la infraestructura escolar, según señaló Renán Rápalo, asesor y funcionario de Programas de Usaid en Honduras.

Aulas dignas para estudiantes hondureños

Como resultado de esta colaboración, los estudiantes ahora disfrutan de un entorno ideal para el aprendizaje. Las mejoras realizadas incluyen la sustitución de techos, la mejora del sistema eléctrico, la restauración del sistema de agua y saneamiento, así como la iluminación y el pintado de todas las instalaciones de los centros educativos más necesitados.

La Fundación Ficohsa ha asumido el compromiso de destinar un millón de dólares en los próximos dos años para la revitalización de al menos 25 escuelas, beneficiando a 10.700 estudiantes y profesores. La escuela Esteban Mendoza en Tegucigalpa es un ejemplo de los resultados obtenidos gracias a esta colaboración, donde 893 estudiantes reciben clases en salones renovados y disfrutan de un entorno apropiado para su desarrollo.

La transformación realizada ha tenido un impacto relevante en la vida de los estudiantes, profesores y familias, como mencionó Danilo Banegas, director de la escuela Esteban Mendoza. Los alumnos, como Christopher Velásquez, de 11 años, expresan su alegría por las mejoras, resaltando la comodidad y el ambiente renovado que ahora experimentan en su centro educativo.

La «Alianza por la Educación» entre el Grupo Financiero Ficohsa, USAID y la Secretaría de Educación de Honduras es un ejemplo inspirador de cómo la colaboración puede transformar la educación y mejorar las oportunidades de aprendizaje para los estudiantes hondureños.